Tener, haber y saber son tres ejemplos de los verbos "especiales", es decir, su significado parece cambiar según se use en pretérito indefinido (pretérito perfecto simple) o imperfecto. Sin embargo, al igual que ocurre con el verbo querer, cuando el evento está delimitado por un periodo de tiempo el significado no cambia, sólo el aspecto. [Véase Predicado télico]

-Sabía que tenía problemas [Un estado continuo]

→Ayer supe que tenía problemas [≈Descubrí; interpretación ingresiva]

→Lo supe desde el principio [Delimitado por un tiempo]

 

-Tenía una novia inglesa cuando vivía en Londres [Un estado continuo; posiblemente la tuviera antes y después]

Tuve la sensación de que no quería verme [≈Me dio la sensación; interpretación ingresiva]

Tuve una novia inglesa cuando vivía en Londres [Delimitado por un tiempo; la tuve durante un tiempo acotado durante mi estancia]

 

-Había un ambiente tóxico [Un estado continuo]

Hubo una explosión [≈Se produjo; evento delimitado]

→Durante dos años hubo un ambiente tóxico [Delimitado por un tiempo]

Leer más